Qué es el punto g y cómo encontrarlo

A la hora de disfrutar de tu cuerpo y de las relaciones sexuales, te interesará saber qué es el punto G y cómo encontrarlo. En la siguiente guía lo vemos, así que no te lo pierdas porque te va a encantar… 

¿Qué es el punto G?

Si estás leyendo esto, es porque sientes mucha curiosidad por el punto G. Pero ya te adelantamos, que si lo descubres y juegas con él, podrías conseguir un orgasmo increíble, tanto si eres hombre como mujer.

Y te preguntarás, ¿quién lo inventó? Lo cierto, es que el punto G o Gräfenberg lo describió la Dra. Beverly Whipple. ¿Cómo? Lo notó al hacer un movimiento con los dedos por el interior de su vagina… A partir de ahí, consideró que esa región era clave para que las mujeres llegasen al orgasmo en las relaciones sexuales.

Hoy en día, hay personas que consiguen llegar y personas que no. ¿Lo tienen todas? No se sabe. Por eso es bueno que experimentes, para que descubras la respuesta y puede que incluso encuentres una nueva forma de jugar para tener más placer.

¿Cómo encontrarlo?

Así puedes encontrarlo dependiendo de si eres hombre o mujer.

El punto G en la mujer

Para encontrar el punto G y sentir mucho placer, relájate. Cuando estés lista, empieza a masajear la abertura de la vagina. Luego, utiliza los dedos y ve subiendo en dirección al ombligo. Haz movimientos y busca la región en la que te resulten más placenteros… Ahí está el punto G.

Hay que tener en cuenta, que cada mujer es un mundo. Lo que le gusta a una puede que no le guste a otra. Podría ser que estuvieras tocando el punto G y que no te hiciera ningún efecto. Pero lo más probable es que sí te genere algún tipo de respuesta sexual interesante.

Puedes probar jugando con tu pareja o incluso con un juguete sexual. No es algo que tenga que salir porque sí a la primera. Consiste en experimentar y dejarse llevar, así que si no lo encuentras, no ceses… 

El punto G en el hombre

En el caso del género masculino, su punto G se encuentra dentro del recto. Hay una zona específica, y está a unos 5 cm del ano en la pared que da hacia el frente, en dirección a la vejiga. 

Se encuentra en la próstata y hay muchas terminaciones nerviosas, lo que hace que la excitación sea muy grande y que el orgasmo sea mayor que respecto a otras técnicas sexuales. De hecho, el pene también puede eyacular más semen. 

¿Funcionan los juguetes y vibradores?

En el sex shop encontramos juguetes y vibradores que han sido diseñados para estimular el punto g femenino y masculo. Con estos juguetes, la persona puede experimentar sola o en compañía a ver si es capaz de experimentar el orgasmo.

Posturas para alcanzar el punto G

Hay posturas que ayudan a que la pareja experimente y consiga tocar el punto G para sentir más placer. Entre ellas:

  • Yunque: el hombre hace una penetración profunda hasta el punto G de la mujer y con su hueso público consigue tocar el clítoris, haciendo que la experiencia sea más fuerte.
  • Perrito posterior: la mujer se pone a cuatro patas y el hombre penetra por detrás. Se consigue un roce con el punto G y se estimula la zona.
  • Vaquera: es una postura mediante la cual el hombre puede tener las piernas rectas o arqueadas y acostado bajo la mujer. Ella se pone encima pero de espaldas, quien se mueve.

En el kamasutra encontrarás muchas más posturas para alcanzar el punto g femenino y también masculino.

En este punto, es importante resaltar que a veces el hombre heterosexual se muestra más reacio a querer alcanzar su punto G masculino, dado que se niega a estimular la zona del ano. Partimos de que el disfrutar del sexo de esta manera no tiene nada que ver con la orientación sexual, pero es un complejo que existe.

Nosotros insistimos en la importancia de dejarse llevar, porque todo lo que sea experimentar y descubrir nuevas zonas erógenas bienvenido sea, dado que son llaves que abren puertas hacia más placer o nuevas vías de placer desconocidas. De hecho, podría dar el doble de placer… 

¿Tiene base científica?

Hay quienes tachan al punto G de un mito. Sin embargo, partimos de que los orgasmos en hombres y mujeres funcionan, y pueden ser diferentes dependiendo de la persona. 

Este término tiene su origen en el año 1980 y ya se había descrito esta zona erógena dentro de la pared vaginal en 1940. Por lo que, para algunos, se trata de un mito moderno y ha generado controversia. 

También es cierto que los cambios en la sociedad y en la cultura nos permiten abrirnos más de mente y explorar nuevas cosas, así como abrir nuevos debates. Este debate sobre el punto G es uno de ellos. Por eso, siempre es importante contrastar con la ciencia y con los científicos los datos.

El hecho de tener relaciones sexuales y obsesionarse con buscar ese punto G, no es una buena idea, dado que puede causar frustración. De hecho, la realidad es que es un debate científico no resuelto, porque no hay una respuesta unánime. 

Hay investigadores a favor y que afirman que el punto G está detrás de la pared vaginal y es el responsable de la respuesta del orgasmo en la vagina. Claro que, no son estudios concluyentes. De hecho, incluso hay operaciones de estética y plásticas como el punto G plastia; una intervención quirúrgica que tiene como objetivo aumentar el punto G para tener más sensibilidad y placer.   

Pero, como te decimos, estas conclusiones no han sido demostradas y hay un conflicto de intereses. Por lo que, unos dirán que existe y otros que no.

> Busca siempre el placer, experimenta y explora

Se habla mucho del punto G, de que hay mujeres y hombres que lo tienen, y otros que no. Dado que no se fundamenta en una base científica o no hay una respuesta unánime, podríamos decir que algo hay y puede que dependa más de la persona. Es decir, puede que algunos tengan más sensibilidad en esa zona.

Por lo tanto, la clave está en experimentar y en jugar para encontrar el punto G. Es de esta forma como se puede saber si se tiene, por lo que, cuanto antes se empiece, mejor, porque más se podrá disfrutar y menos tiempo se perderá en materia sexual.

> ¿Te ayudamos a buscar tu punto G?

Puede que como hombre o mujer tengas un punto G escondido y dispuesto a darte muchísimo placer, pero también puede que no hayas sido capaz de tocar ese botón mágico. ¿Y si te echamos una ayuda? En nuestra agencia de putas y escorts de Madrid podemos ayudarte a que alcances el mayor y mejor de tus orgasmos…

Cada vez más hombres y mujeres deciden probar con desconocidos y experimentar, porque se sienten libres y no tienen miedo a dejarse llevar y probar cosas nuevas. De esta forma, con las putas podrás experimentar todo lo que quieras y disfrutar como nunca. Es así cómo podrás saber si tienes el punto G.

Abre la puerta al placer y vive la vida. Nosotras te ayudamos a que la disfrutes más… ¿Nos vemos?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Menú
Reservar
error: Contenido protegido!!!